Un molde para que tu gelatina parezca un osito de gominola

gominola
Ahora que llega el verano apetecen las gelatinas bien frescas. Además se trata de un postre nutritivo, hidratante y muy fácil de hacer con niños.
Pero hacer gelatina en las típicas flaneras puede ser algo aburrido, así que hemos encontrado este molde con forma de osito de gominola para que la gelatina quede más graciosa. Una vez la gelatina está desmoldada parece el típico osito de gominola, sólo que gigante, lo que da mucho pie a jugar con colores y sabores.
Las gelatinas son muy sencillas de hacer y de enriquecer. Si las haces para los niños, añadirles tropezones de fruta es algo muy socorrido, y para los mayores… ¿Quién no ha sustituido parte del agua por ron o vodka?
Precio 14 euros
Más información | Que lo vendan

1 comentario

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.